viernes, 11 de septiembre de 2015

POSTALES DESDE EL VERANO 2015: El Palacio de Sobrellano en Comillas




























11 de septiembre, en un día en que medio mundo recuerda un acontecimiento dramático salvo una pequeña región que se monta su Braveheart, a uno le sale su vena española y hasta monárquica y visita el palacio de Sobrellano. Conocerlo te ayuda a encajar una parte de la historia de España y sus regiones con Ámerica, a los indianos y a las grandes fortunas españolas (incluidas las de la burguesía catalana) con la monarquía, a los artistas con sus mecenas......

Palacio y capilla fueron diseñados por Joan Martorell bajo el encargo del I Marqués de Comillas, el empresario indiano D. Antonio López López.

El 1º Marqués de Comillas nació en una familia humilde de Comillas. Quedó huérfano a muy temprana edad y destaca por su rápido enriquecimiento, a pesar de sus comienzos. Es el hombre hecho a sí mismo, ejemplo de quien triunfó y vio cumplido el sueño de todo indiano. En 1853 y a los 36 años de edad regresa de Cuba con una notable fortuna. Establece su empresa en Barcelona. En 1881 y en su plena madurez, era propietario de la mayor empresa naviera española, la Compañía Trasatlántica, había creado el Banco Hispano Americano, fundado la Compañía General de Tabacos de Filipinas, la Sociedad de Crédito Mercantil y poseía un alto porcentaje de la Compañía de Ferrocarriles del Norte, entre otros.

El Palacio fue ideado como residencia de verano del Marqués y la Familia Real. Las obras comienzan en 1882 y el edifico es inaugurado años después de la muerte del Marqués
Una autentica joya arquitectónica, de estilo neogótico que tienen de modernista el carácter integrador de todas sus artes. Destacan los materiales nobles utilizados paras su construcción como las tarimas de los suelos, de roble y ébano o las puertas de nogal. La majestuosa escalera de alabastro del vestíbulo, con doble tiro e iluminación cenital a través de una claraboya de vidrieras polícromas y las chimeneas diseñadas por Cristóbal Cascante.

Pero sin duda, la sala más decorada es el salón central o del trono. Debe destacarse su artesonado y las paredes, decoradas con pan de oro. Las vidrieras de esta sala fueron realizadas en los talleres de Eudall Ramon Amigó y son de gran belleza y colorido. Las pinturas murales fueron realizadas por Jorens i Mas Deu y narran los acontecimientos más significativos del marquesado. Los cuatro temas fueron elegidos por el II Marqués y son la inauguración del Seminario de Comillas en 1887 por éste último, la bendición de la Capilla-Panteón en 1881, la gran Revista Naval ofrecida en el Puerto de Comillas durante la visita regia de 1881, donde aparecen los retratos de la familia del I Marqués junto a la Familia Real y el embarque en el puerto de Barcelona, el 24 de marzo de 1869, de los voluntarios catalanes en el vapor “España”, cedido por la Compañía A. Lopez y Cía como apoyo del I Marqués al rey en la guerra contra Cuba.


1 comentario:

Lira Voz dijo...

Muy interesante. Gracias por publicar.