jueves, 14 de julio de 2011

AL NORTE DEL RIO LOBOS VI: El tesoro de Sierra……..


Como en la película de John Huston “El tesoro de Sierra Madre”, protagonizada por Humphrey Bogart en 1948, aquí también podemos protagonizar “El tesoro de Sierra de la Demanda”. Tesoros de estilo románico. Romanico rural lo llaman en alguna guía (la cultura del semanal o del dominical llega a todos los sitios. siempre con eufenismos-mariconadas)

Ayer estuvimos en Vadillo, pueblo situado al norte del rio Lobos, ya documentado a principios del siglo XIII y donde vamos a deslizarnos sobre unos cartones en una ladera al lado de la iglesia. En esta iglesia encontramos una pila bautismal del siglo XII que es un autentico tesoro. Y no solo porque es bonita, sino porque tiene una decoración de lo más interesante y simbólica.

Nos lo explica muy bien Ángel Almazán de Gracia en el libro del cual copia su título esta película del oeste que me he montado este verano. Decorada con 9 arcos, sobre ellos aparece lo que algunos verán como una escena profana de caza de un ciervo por dos animales con las fauces abiertas. Pero el cantero románico no se detenía en el referente sensorial. La gacela o el ciervo perseguido por un león es de inspiración copta, y recuerda el que hay representado en la capilla de Bawit (que yo no tengo ni idea donde está) con la siguiente inscripción: “Líbranos, Señor, de las fauces del león”, o sea que el astado es el emblema del alma y el león, en este caso, del demonio; analogía que puede aplicarse más que justificadamente en esta pila bautismal dado el simbolismo espiritual y religioso que tiene el bautismo y que holgamos comentar.

También nos recuerda Almazán el significado bautismal que se daba en el cristianismo primitivo al ciervo. En efecto, al inicio del Salmo 42 se lee:” Así como el ciervo sediento desea las fuentes del agua, así suspira mi alma por ti, oh Dios mío ¡Mi alma tiene sed del Dios vivo!”. Y es que “en la iconografía cristiana primitiva, debido precisamente a esta relación con el agua, se equipara al ciervo con el alma del bautizado, al que se sumergía tres veces en el agua de la piscina bautismal, a imagen de Cristo que había pasado tres días en el sepulcro”.

Y aquel párrafo del "Cantar de los Cantares" en donde la Esposa dice: “Huye, Amado mío, corre y sé como el ciervo joven en las montañas, donde crecen los balsameros”. Y hay que recordar el salmo que dice: “Mis enemigos me rodearon como una manada de perros enfurecidos”. Por tanto vemos que la escena de la persecución alegórica del ciervo puede interpretarse como la del alma “huyendo de los agentes del pecado, o mejor aún al alma cristiana perseguida por todas las tentaciones, por todas las pruebas de la vida.

Por la zona nos encontraremos otras pilas bautismales que, siendo mucho más sencillas, también resultan todo un tesoro para el que las contempla. La de Casarejos, la de Rabaneda, Talveila o la de Navaleno. Un poco más al oeste, adentrándonos en La Conquista del Oeste (otra película de John Ford, de 1962, nada más y nada menos que con John Wayne, Henry Fonda, Gregory Peck, James Stewart….) burgalés, merece la pena buscar la pila bautismal de Castrovido(por cierto, aldea natal de una de las bisabuelas de mis hijas) de base cuadrada con arcos entrecruzados que representa a la Jerusalén celeste (siglo XII), y más allá las iglesias románicas de Vizcainos y Jaramillo.

La iglesia de San Martín de Tours de Vizcainos de la Sierra, constituye un monumento representativo del románico de la sierra burgalesa, con una esbelta torre, galería porticada, puerta con arquivoltas y ábside, todo del último cuarto del siglo XII. También su pila bautismal es otro tesoro de la sierra, pues la copa está decorada con gallones sobre los que discurre una elegante guirnalda con frutos. Basa con entrelazos circulares y arquería de medio punto. La iglesia de Jaramillo de la fuente, también de finales del siglo XII, destaca por su precioso pórtico con los siete arcos tradicionales.



Para mi estos son El tesoro de Sierra de……..La Demanda.

No hay comentarios: